No se preocupe si su hijo tiene mala ortografía, a veces es necesario que trabajemos junto a él, para que comprenda todo lo que se le enseña en la escuela. Por esa razón le compartimos algunos consejos para que logre una mejor ortografía:

Uso el diccionario: aunque estamos en una época en que todo está en línea, es necesario usar un diccionario normal y enseñar a los niños a usarlo, con el fin de que verifique la correcta escritura de las palabras, lo que motivará además su entusiasmo por investigar.

Escribir cartas: es necesario que los niños escriban cartas, con un texto libre, ya sea mano o en computadora, el objetivo es que se identifiquen y corrijan los fallos, para dar una retroalimentación positiva.

Realizar ejercicios fonológicos y morfológicos: esto ayuda a los infantes a comprender el porqué de las reglas. Aquí es necesario estar asesorado por un profesor. Se recomienda formar familias de palabras que comparten su raíz y modificarlas para saber cómo se transforman.

Método de copia: quizás es el método más aburrido, pero sigue siendo eficaz, reescribir una palabra con la cual se tiene duda, para memorizar su correcta escritura.